Ahora es muy fácil subirse al carro de quienes profesan un odio feroz a esta canción de Peter Bjorn And John. Alguna razón les avala. No creo que sea debido al silbido insidioso, tan simpático durante los primeros meses de convivencia. Ni a los bongos tan dicharacheros como hace décadas –desde la, como su nombre indica, divertida Incredible Bongo Band de “Bongo Rock”, “Apache”, “Bongolia” y “Dueling Bongos”– no se escuchaban. Ni a la voz femenina opaca de Victoria Bergsman de The Concretes. Supongo que se trata básicamente de saturación: “Young Folks” se hizo excesivamente famosa y, debido a ello, se ha escuchado hasta en la sopa de los medios menos escrupulosos. Se ha escuchado en capítulos de numerosas series (“Anatomía de Grey” también, faltaría más), incluso ha sido tema principal de “Cuestión De Sexo”. En alguna película. En videojuegos. Y en un montón de anuncios, muchos de ellos de prestigio (Levi´s, Budweiser, Napster, xbox 360). ¿Podrían haberse negado sus autores, unos suecos con poca traza de pasar hambre con tal de salvaguardar la honrilla alternativa, a firmar alguno de estos contratos? ¿Tú qué hubieses hecho en su lugar? En cualquier caso, pese a haber conseguido aburrirnos, es una de las canciones más importantes de la década…y eso que a mí, de aquel álbum “Writer´s Block” (Wichita 2006), me gustaba más –por recordarme a los Cure inicialmente más atmosféricos- “Up Against The Wall”. Va por las dos, pues.