ln

Entre las muchas y muy buenas canciones que compuso Laura Nyro me quedo con esta perteneciente a su disco ‘Christmas and the Beads of Sweat’ (Columbia, 1970), una de sus composiciones más festivas, en contraposición a sus temas más introspectivos (como por ejemplo los incluidos en su ‘Mother’s Spiritual’ de 1984, excepcional en cualquier caso). Lo de festivo lo apunto por ser este uno de sus temas más movidos rítmicamente hablando (ese marchoso piano aderezado por unos vientos que refuerzan la entrada en las diferentes secciones), porque la letra tiene matices que no lo son tanto: “You took my heart, misery” comienza la canción, “You tought me blues”, continúa. De hecho el texto habla en su pseudo-estribillo de un tiempo, pasado, eso sí, en el que la miseria era la calle principal, “…the main drag”. “I’m crying”, dice, “I’ve been treated bad”. Parecen unas letras marcadas por una profunda tristeza pero en las que la paciencia puede ser la virtud que haga salir de dicho agujero, siempre y cuando esta no se pierda: “…I got a lot of patience baby, that’s a lot of patience to lose”.

Nyro, que creció en el barrio del Bronx en Nueva York, además de ser una excelente compositora (solía frecuentar los fraseos inusuales, los cambios de ritmo inesperados y unos acordes originales) fue una estupenda intérprete. Aquí no hay más que escuchar cómo sostiene las notas de sus cuerdas vocales soprano con firmeza, demostrando un toque soul que llega al máximo de expresividad cuando pronuncia “…drag”, donde se deja llevar por ese, digamos, crescendo melódico (ya que no se le puede tildar por completo de estribillo) que ella misma ha creado.

En los controles estuvo el equipo de productores formado por Félix Cavaliere (The Young Rascals) y Arif Mardin (del sello Atlantic) que logran llevar a cabo una producción clásica deudora del estilo Brill Building.