jf

Dios los crea y ellos se juntan. Jake Xerxes Fussell es un estudioso de la música tradicional del sur estadounidense, donde nació, donde creció y donde mantiene constantemente el visor. Consiguió un debut aseado gracias al empujón de William Tyler; ambos con una debilidad contrastada por los sonidos de guitarra añejos y por acercarlos a la perspectiva contemporánea sin que pierdan su identidad.
Ahora Jake, con el segundo trabajo “What In The Natural World” (Paradise Of Bachelors 2017) profundiza a través de una colección de versiones de los tiempos prerock & roll -algunas tradicionales, otras no- en el cancionero menos divulgado de la América profunda. Es un álbum lento aunque vibrante, que puede evocar en tramos al Ry Cooder tranquilo e investigador -como en “Have You Ever Seen Peaches Growing On A Sweet Potato Vine?”– y que prefiere el sigilo (abundante) al estruendo (inexistente), con lo rural en primer plano. Aquí conviven reverberaciones nocturnas (“Billy Button”), slides ululantes (“Canyoneers”), valses tradicionales (“St. Brendan´s Isle”) y muchísima finura (en “Lowe Bonnie” colabora Joan Shelley, y en “Pinnacle Mountain Silver Mine” su mano derecha Nathan Salsburg). Folk y country interpretados por músicos versados –Nathan Bowles (Steve Gunn, Hiss Golden Messenger)), Nathan Golub (The Mountain Goats) y Casey Toll (Mount Moriah)- que saben evocar tiempos en que estos estilos se masticaban en carreteras sin asfaltar, sabiendo que van dirigidos a un público inmerso en la era digital.