Por mucho que se anuncie “Phases” (Jagjaguwar 2017) de Angel Olsen como un disco para salir del paso -inéditos, versiones, caras B-, es muy lógico suponer, al verlo publicado solo un año después de “My Woman”, que la artista lo ha planificado como un trabajo serio más de su excelente discografía.
Todo está dispuesto en este orden por alguna razón. “Fly On Your wall”, la primera, es la más reciente y militante (su aportación anti Trump) y, al igual que “Special”, la siguiente -la única de calado eléctrico intenso durando siete minutos- cuenta con la mano técnica de Collin Dupuis (no solo el de “My Woman”, sino también quien mezcló allá por el 2009 aquel fantástico “Moondagger” de Deastro). Juntas van “Sweet Dreams” y “California”, las dos caras de un single. De las sesiones de “Burn Your Fire For No Witness” con la ayuda de John Congleton proceden “All Right Now” y “Only With You”, esta última canción de cuna estremecedora y desnuda con el eco de la melodía sobrevolando. También desnudas son las demos caseras del 2015 (“Sans” y “How Many Disasters”). Y más desnudas aún golpean las tres versiones asimismo acústicas de “Tougher Than The Rest” (Bruce Springsteen), “For You” (Roky Erickson) y “Endless Road” (escrita por la madre de Hoyt Axton).
El nivel de intensidad -sea la de su explosiva combinación inicial entre voz y guitarra acústica, sea la de reverberación profunda actual- es superlativo y en ningún momento flaquea. Está la Olsen que se sale.