Durante los últimos tiempos Lucius se han armado de credibilidad poniendo sus voces al servicio de grandes artistas, de modo que era interesante saber cómo habían influido estos retos en su música.

A primera vista, parece que la experiencia ganada ha servido para enfocarse a un producto más profesional. Dejan a un lado las inclinaciones folk anteriores y se pasa en “Second Nature” (Mom + Pop 2022) a un híbrido de dance pop muy Los Angeles producido mayormente por Brenda Carlile y Dave Cobb. En “Second Nature” canción se mueven entre un R&B con bajos funk, esponja synth y licks de guitarra picantes. “Next To Normal” mezcla a Prince con bajos eighties (en “Tears In Reverse” se percibe mejor la afinidad tonal de Jess Wolfe y Holly Laessig con Prince). En “24” ya se han descolgado con la primera de las tres baladas del disco (la más conmovedora es “The Man I´ll Never Find”). Y “LSD”, junto a alguna más, respira a L.A en el mismo sentido –aunque no suene igual- que algunas canciones de Haim.

Por encima de todas sin embargo debe figurar “Dance Around It”. No solo se trata de la presencia de Sheryl Crow y Carlile, sino de la dinámica de los arreglos e interpretación que la hacen implosionar como un hit ineludible. Seguramente les abrirá puertas a la popularidad, aunque quienes las tenemos en el punto de mira por su vertiente más `americana´ -y por aparecer en el último disco de The War On Drugs- interioricemos una sensación de pérdida.