Siete decepciones de 2007

Siete decepciones de 2007

Ninguna revista hace ya las listas de «lo peor del año», suponemos que por miedo a perder publicidad. Bueno, Uncut se atrevió y les quedó algo tópica, pero graciosa (los críticos musicales ingleses siempre han tenido más sentido del humor que nosotros). Guste o asuste, ahí va la lista de los álbumes a los que no pude sacar el placer que esperaba. Por cierto, de los siete artistas citados soy fan, fan, fan.

“Eef Barzelay” (Eef Barzelay)
Tiene todo para convertirse en el Elvis Costello del siglo XXI. El problema: su ingenio suena más exhibicionista que afilado y -sobre todo- las melodías no acaban de despegar. ¿Alguien recuerda algún estribillo que no sea el single?

“El invertebrats” (Refree)
Siempre me ha enganchado por su capacidad para hacer canciones de cantautor clásico sin caer en las trampas de Sabina y Serrat. Esta vez me da la impresión de que las pisa todas.La línea entre la sensibilidad y la sensiblería siempre ha sido terriblemente subjetiva.

“Kala” (M.I.A)
Vale, tiene tres canciones chulas, pero es un descalabro serio respecto al radiante «Arular». Hay veces que me suena como Gwen Stefani intentado imitar a M.I.A.

“Out of the woods” (Tracey Thorn)
Un enorme sopor incluso para quienes tenemos en un altar álbumes tan cuestionados como «Walking wounded» y «Temperamental» de Everything But The Girl. A ratos recuerda a la peor Dido.

«Liars» (Liars)
Aquí hay más consenso: no ha salido en ninguna lista del año porque no está a la altura de los dos anteriores.¿Qué fue mal?

“The Weirdness” (The Stooges)
Ya, quizá es un objetivo demasiado evidente, pero no soy capaz de recordar un disco de retorno más cutre que éste. Especialmente cuando la guitarra de Ron Asheton sigue quemando en directo.

«Carnevisión» (Fernando Alfaro y los Alienistas)
Por motivos que me cuesta concretar, ahora mismo lo veo como su disco más flojo (como poco el que menos me emociona). No conecto nada con esa obsesión por hacer inventario en verso los horrores del Holocausto (todos sus fans vamos a estar de acuerdo en lo horrendo que fue). Hay algunas buenas canciones, otras en las que hace autosabotaje y media docena de ripios que me descolocan. También chirría alguna solución forzada, como cambiar el acento a «éxito» para que encaje la rima. Pero, vamos, hasta Leonard Cohen ha hecho discos cuestionables.

Posdata: Qué pereza las hordas de neocountry subdylaniano que saturan páginas de nuestras revistas. Sí, me refiero a los Josh Rouses, Josephs Arthurs y los Marah de la vida (pero la lista es mucho más larga). Alguien debería escribir un artículo de denuncia titulado “Minnesota, caballo y rey”.

Posdata dos: ¿No fue Young folks de Peter, Bjorn & John el hit más irritante del año? A la altura de Melendi y Lamento boliviano.

Publicado por

16 comentarios en «Siete decepciones de 2007»

  1. Algunos comentarios:

    Liars: Lo que fue mal fue que no están hechos para ponerse normales. Y que no les pega la pose a lo Beck. Y que Drum´s Not Dead fue un disco cojonudísimo.

    Stooges: éste era fácil en teoría, porque para meterlo en la lista tenías que recordarlo, cosa harto difícil después de haberlo oído.

    Carnevisión: Si no fuera por Problemas de Sueño y alguna más… En el último de Chucho había más canciones buenas que en éste.

    Y algunas propuestas más:

    The National: Sí, es su mejor disco, pero siguen siendo un grupo muuuuuuy normal. Fake Empire las gana a todas poo goleada y, seguramente, gracias a esos teclados finales.

    LCD SOundsystem: Que Mark E. Smith le dé una leche a ver si se le pega algo, hombre.

    The Field: O yo me he perdido algo (seguro que sí) o más allá de una canción no hay nada. ¿Me lo explican?

    Th Shepherd´s Dog – Iron & Wine: Su bisturí se me sigue quedando en la epidermis. Y su giro a lo Ry Cooder no me dice absolutamente nada. ¿Nadie más ve este disco hinchado, largo y algo frío?

    Grinderman: «Hola, soy Nick Cave y he venido con tres amigos a dar berridos. Si, ya sé que no se lo creen, pero es lo que ahora me va.» No Pussy Blues y poco más.

    Icky Thump: White sigue destrozando lo que hizo en sus dos/tres primeros discos. Como los chistes del inglés, francés y el alemán.

    Y en la nacional:

    Jonston: el disco al que más oportunidades le he dado. Varias de sus canciones me gustan, El Cuentacuentos me parece la rehostia y casi nunca salgo del todo insatisfecho. Pero nunca, nunca, nunca me dan ganas de volvérmelo a poner. Ni siquiera tengo claro que sea la producción lo que me haya decepcionado. Posiblemente, mis expectativas estaban demasiado altas.

    Nacho Vegas & Christina Rosenvinge: Pues vaya. Tanto bombo para eso. Si lo dejan en un single, hubiese sido histórico. Lo mejor, Me he perdido. Pero ¿Verano fatal es en serio una gran canción? Es que la veo reseñada por todos lados y…

    Calamaro: Qué disco más chungo se ha sacado de la manga.

    Love of Lesbian: un primer tramo muy guay y una segunda parte soporífera. Una lástima.

    La mala: se deshincha cada vez más rápido y corre el peligro de hacer honor a su nombre.

    Deluxe y Sidonie ya ni cuentan como decepciones, ¿no?

    Un saludo…

  2. Mis dos decepciones del año pasado fueron el disco de Calamaro y el de Panda Bear, que fui presto a comprarlo después de leer comparaciones con Brian Wilson y demás. Menuda castaña (para mí, claro).

    No comparto lo que comentas de Carnevisión. Creo que contiene alguna de sus mejores canciones como «Luz de gas», «Problemas de sueño!», «La mancha interior» o «Los cuatro vientos». No es su cumbre ni mucho menos pero está a años luz de «Koniec», por ejemplo.

    Lo de cambiar los acentos me pone muy nervioso. Recuerdo que Antonio Luque dijo en una entrevista que su mayor obsesión para su último disco era que todas las palabras estuvieran acentuadas correctamente. Me ha sorprendido el disco de El Hijo -uno de los mejores discos para mí del año pasado-, con el cultísimo Abel Hernández cambiado acentos a tutiplén.

    Probertoj: Sidonie, Love of Lesbian y Deluxe decepción? Yo creo que no te gustan y punto. Sinceramente, creo que no se puede esperar de Sidonie un disco mejor que «Costa azul».

  3. Pues a mi precisamente me jodió que Uncut pusiera todos los singles de Mika como lo peor del año. El disco me encanta, es lo más crecano al Elton John clásico que he escuchado en mucho tiempo.

  4. Astrobuzo:

    En lo de Deluxe y Sidonie tienes razón, no me gustan, por eso los he dejado aparte.

    Pero Love of Lesbian me encantan y ya digo que la primera parte de su último disco es de mis favoritas de este año. Pero luego llega la primera Shiwa y se me echa todo a perder.

    Por cierto, para mí lo de El Hijo es también una decepción grandísima. Otro que se me hace muy frío.

  5. Vale, reconozco que Shiwa es un pelín tostón. Y en directo ni te cuento, se hace eterna. Y es verdad que al final el disco flojea, o que el villancico ése no tiene mucha gracia… pero ahí están «La niña imantada», «Los colores de una sombra», «Universos infintos» o «Noches reversibles». De lo mejor que han hecho nunca. Sólo por estas cuatro canciones merece mucho la pena este disco.

  6. Coincido en varios: «Carnevisión», pese a tener momentos de altura como ‘Los cuatro vientos’ o ‘La mancha en el interior» es claramente un disco menor. Tuve la suerte de ser testigo de dos días de grabación, en el caserío de Kaki Arkarazo, y ya allí noté un clima un tanto descafeinado. Menos historia de la humanidad y más historia personal, Fernando.

    También coincido en el de Refree y en el de The Stooges. Con estos últimos la decepción fue mayor si cabe tras el concierto del FIB, que me pareció una parodia mala de sí mismo.

    Y uno que no está pero es mi gran decepción del año es ‘Neon Bible’. Sobre todo porque ‘Funeral’ me parece un discazo, tanto en canciones, letras y arreglos. ‘Neon Bible’ tiene, para mí, dos o tres canciones potentes, que en ningún caso alcanzan picos de emoción como lo hace ‘Tunnels’ o ‘Wake Up’. Carece de frescura, suena plano, anodino, como sin vida.

  7. Estoy super de acuerdo con el comentario de «Neon Bible». Quizás el disco más sobrevalorado del año.Parecen descartes del «Funeral»( mi disco favorito de los últimos 3 años, quizás). Eso si, esos descartes estan muy por encima de muchísimos discos.
    Otras «dos decepciones»,sobre todo por lo que esperaba de ellos: Stars, su último disco esta muy, pero que muy por debajo del enorme «Set Yourself On Fire». Y la otra decepción, muy a mi pesar: The Clientele; aunque tiene 3 grandes canciones.
    No estoy de acuerdo con Iron And Wine, siguen en progresión, y me parece casi lo mejor del año, y tampoco con The National, aunque quizás esten algo sobrevalorados.
    Y el disco, en mi opinión más infravalorado del año ( no aparece por ningun lado) es el de «At Swim Two Birds», aunque tengo la duda de si es del 2006 ( de todos modos no creo que apareciese en muchas listas de ese año).
    A nivel nacional, me temo que me quedé con mi añorado Auserón. Si he escuchado con atención el de Alfaró y nada, y el de Los Planetas más por obligación y nada de nada,no puedo con esa voz forzada.
    Mika debe de tomar muchos callos y fabas para subirse a un taburete y poder ver de lejos a Elton John.
    Y sincermante, no le veo nada al tema «Umbrella» de Rihanna. Algo me he debido de perder.

  8. Pingback: Plan de Fuga (I)
  9. Bien, ya que Víctor ha puesto 7, nos sumamos a la fiesta:

    Bloc Party. Esperaba algo con más velocidad y menos cansino.

    The Earlies. Tampoco suelo escucharlo a menudo, por algo será.

    Architecture In Helsinki. Sé que era una utopía superar la genialidad de In Case We Die, pero esto no evita la decepción.

    Rilo Kiley. Irreconocibles. Y no me quiero ensañar más.

    LCD Soundsystem. El problema de quienes marcan tendencias es que después han de superarse con el no va más para seguir en la brecha.

    Editors. Decepción relativa. Me sigue asombrando la contundencia de su sonido, pero las canciones del segundo no enganchan tanto.

    Blitzen Trapper. Otra decepción relativa. A pesar de ser un buen disco, yo hubiese querido en Wild Mountain Nation más del acento country de Field Rexx y menos Pavement.

    No incluyo el de Dr. Dog porque cada día me gusta más, así como tampoco los discos de gente nueva: éstos no deben considerarse decepciones porque no tenía una referencia. Simplemente no me han gustado.

  10. No sé si esto lo seguís mirando -acabo de descubrir esta página web-, pero quería comentar que yo no le veo el problema a cambiar los acentos a las palabras, ni a inventarse palabras, ni a ninguna otra torsión del lenguaje. Me cabrea porque algo así nunca se le criticaría a un poeta, por ejemplo, ni tampoco se critica que, qué sé yo, Will Oldham desafine u otro cualquiera distorsione su guitarra.

  11. Sí lo seguimos mirando. Creo que Will Oldham, como Bob Dylan, desafina muy bien. Inventarse palabras es totalmente legítimo. Tego Calderón lo hace de maravilla. Retorcer el lenguaje es un recurso creativo muy legítimo, por ejemplo a Calamaro le ha servido para renovar y mejorar el lenguaje del rock mainstream.
    En cambio, cambiar acentos no cuela, eso es pereza por encontrar otra palabra que rime. Bueno, estamos de acuerdo en dos de tres, no está mal…..

  12. te escribo porque hoy he llorado un par de veces escuchando el disco de Fernando Alfaro y Los Alienistas… y me he acordado de lo que pusiste aquí. Yo creo que entonces no lo había escuchado aún o poco… es un disco terrible… es muy terrible… y creo que tiene de las mejores letras que ha escrito fernando alfaro nunca… no creo que tenga nada de vacío ni de casual y si desplaza un acento yo ni siquiera lo percibo. Cuánto más lo escucho más consciente me parece, más diseñado y pensado todo… es monstruoso, no es cómodo, es normal que no guste… a mí también me chirrió al principio… cuanto menos lo ves como ficción, como recreación artística, más crudo se hace… y lo cierto es que se esfuerza en darle una cobertura artística, yo ahora lo oigo casi como a una novela, como un cabaret, como si asistiese a una obra de teatro… creo que tiene una narrativa muy precisa… no me voy a poner a analizarla ahora, pero ese disco es bestial.

    Un saludo Víctor!
    A ver si nos vemos a la vuelta! 🙂

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *