Pete Greenwood

Guitarrista nacido en Leeds y educado musicalmente en Londres, con currículo esperanzador –forma parte de The Loose Salute-, publica su primer álbum “Sirens” (Heavenly 2008) que le confirma como un cantautor de raíces folk incrustado en pleno siglo XXI. En casi la mitad de las canciones Pete Greenwood se las apaña solo con sus historias y su guitarra, destacando un “Any Given Day” con indudable herencia del Donovan de “Colours”. Entre las piezas con banda, va del tiempo reposado y otoñal de los bardos actuales –“Sirens”- y la narrativa con nombres propios –“I Used To Be In A Band”- al trote –“Bats Over Barstow”- del Dylan rabiosamente country. Le falta un punto de credibilidad para ser Elliott Smith –quizá debido a su academicismo: al parecer, estudió composición a las órdenes de Pete Astor, el de Weather Prophets- y sus arpegios y sus textos a veces llegan como prefabricados, pero al final, cuando el percusionista Ian McCutcheon engrasa la máquina sobre la que rueda una guitarra transparente y una melodía de 24 quilates que se ve desbordada a la mitad por un teclado muy reconfortante, Pete roza lo sublime –como el Nick Drake de “Hazey Jane”- en “Penny Dreadful”. El tiempo no obstante –o sea, una obra futura con algo más de sustancia: ahora mismo, aunque no rimen tanto, sigo prefiriendo como muestras del presente las viñetas de Get Cape. Wear Cape. Fly.– dirá si tiene la madera de los grandes.

3 comentarios en «Pete Greenwood»

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *